domingo, 16 de febrero de 2014

SANIDAD: SAN AMBROSIO...



            Una ciudadanía que no conoce, defiende en ocasiones lo que no debe o denigra lo que no entiende. Se espera de los políticos que la gobiernan que expliquen lo que no se conoce y aclaren lo que no se entiende. Esto, que sería lo normal, lógico y ético, no suele producirse nunca. Y el ciudadano no suele dedicarse a conocer ni a entender.
            (¿Es posible que cuando a alguien le preguntan que le parece un centro al que va a recibir tratamiento oncológico responda “que está muy bien decorado”? Los pacientes han de preocuparse un mínimo de sus procesos y no lo hacen…
            La sanidad, los hospitales nacen en occidente de la mano del cristianismo. Para pobres, peregrinos. No dejan de ser las palabra hospital y hospicio herencias de aquellas obras de caridad, obras pías… La mayor parte de los hospitales, lo grandes hospitales españoles siguen ese camino: Hospital General de Madrid, creado en 1587 y que si no me confundo hoy es el Gregorio Marañon; El Hospital del Niño Jesús, surgido de la Asociación Nacional para la Fundación y Sostenimiento de Hospitales de Niños, fundada en 1876; el  Hospital de la Paz de Madrid, inaugurado en 1964; el Hospital General de Asturias, 1961… Y me dejo en el camino muchos centros sanitarios. En 1942 nace el Seguro Obligatorio de Enfermedad. Temiendo equivocarme en fechas, hay algunas cuestiones claras: nacen los hospitales y nuevos derechos primero por el cristianismo, obras benéficas y posteriormente se consolida una red hospitalaria solida y un Seguro de Enfermedad bajo el mandato de Francisco Franco. La realidad puede ser difícil de asumir para algunos, pero no por ello deja de ser realidad. No dudo que al amparo de esta sanidad benéfica o en la época del General Franco, se hiciesen indecentes negocios bajo la cobertura de la palabra salud. Supongo que sí dado que a mi edad ya me estoy convenciendo de que esto va implícito a la condición de algunos humanos. Dicho esto lo que si dudo es que la indecencia en los negocios que proporciona la salud a dia de hoy existiese en aquel entonces, ahora supera limites que jamás pude suponer. Me imagino a alguno de los asistentes a la conferencia celebrada en Alma-Ata sentados en los Consejos de grandes compañías farmacéuticas, de seguros de salud etc. Evidentemente y como suele suceder Alma-Ata no sirvió más que para viajar a costa de dinero público y que algunos conociesen tan ignotas tierras.
            O arreglamos la sanidad o volveremos al concepto que de ella tenían los contemporáneos de San Ambrosio. Para empezar, las competencias autonómicas en este tema deben desaparecer. Mientras pensamos como las vamos devolviendo hay que unificar la política sanitaria. No puede ser que en Madrid se manifiesten pidiendo que a los enfermos no se les derive en ningún caso a la sanidad privada, y en Asturias y por decreto se va a aprobar que serán utilizados todos los medios sanitarios, bien públicos o privados que existan en nuestra autonomía.
            He sido defensora a ultranza de la sanidad pública toda mi vida. Nunca he tenido un seguro privado de salud, pero llegado el tiempo de las cosas difíciles, llegado el tiempo en el que nada volverá a ser lo mismo es el momento de un gran pacto nacional en la materia.
            Lo público y lo privado han de convivir y van a hacerlo. Por tanto que sea de la mejor manera, para los usuarios y los trabajadores. Estos últimos entienden mal que mucho de los males que aqueja a la sanidad provienen de sus silencios ante situaciones que aparentemente no les afectaban. Nunca salvo ahora han salido a la calle a defenderla, los motivos eran siempre económicos, y en Madrid no debemos engañarnos, vuelve a ser el mismo: la aplicación de un régimen privado en la empresa jamás será igual que el que ahora disfrutan, si alguno trabajase fuera de España seis meses volvería corriendo. Su salvación depende de hablar, adaptarse y entender. No pueden seguir ganando lo mismo los que mejor y más hacen que los que no cumplen con su trabajo de manera eficaz. De la misma manera que no puede acudirse a la privada sin que estos convenios se asienten en unos controles de calidad asistencial iguales  como mínimo a los que se aplican en la pública.  Sanidad pública por otra parte degradada por variados motivos: jubilación obligatoria a los 65 años como único pecado; falta de horas de formación eficaz a los MIR a los que se deja solos cada vez con más frecuencia, lo que redunda en mala asistencia al paciente. Es todo ello y mucho mas una pescadilla que se muerde la cola y que lleva a que los pacientes sean unos pagadores de un seguro más que caro,  cada día menos fiable y con menos prestaciones.
            Empecemos a reconstruir la sanidad pública; firmemos convenios con clínicas privadas que pasen periódicamente controles e inspecciones; aprovechemos todos los recursos. No podemos permitirnos otra cosa, ya no. ¿Es un negocio la sanidad? Lo es, uno de los mas rentables del mundo junto a la prostitución y la venta de armamento. Teniéndolo claro posiblemente nos dejemos de romanticismos absurdos, de abusos, de muertes que no tenían porque haberse producido, de listas de espera y sufrimiento; de frustración en los buenos profesionales.
            Un día de estos tendremos que pensar en los tratamientos que se aplican en determinadas enfermedades, su coste y el motivo por el que la misma enfermedad no se trata de igual forma en los distintos hospitales españoles. Es de lo más interesante. Las prótesis son otro tema interesante.
            Siempre seguiré soñando que Alma-Ata podrá ser posible, lo único que sé es no a día de hoy; lo único que sé es que no se puede perdonar a los que en lugar de subir cada dia mas peldaños en la mejora de la sanidad pública la han destrozado. Y aquí no hago distingos en ningún partido político.
            De una ideología u otra, parece ser que les gusta a los ineptos seguir el ejemplo de San Ambrosio: la caridad… Y no, ya no, llevamos años pagando y mucho.

            

domingo, 2 de febrero de 2014

HABLEMOS DEL ABORTO: CON DECORO, DIGNIDAD, RESPETO



            Intentaré ser muy concisa, cosa difícil en mí, pero voy a intentarlo.  El tema a tratar es un drama, una tragedia. No me sirve a mí como catapulta de enfrentamiento político y desprecio a quienes así lo usan. Tengo un respeto profundo por quienes están en contra del aborto por creer que hay vida desde el primer momento de la concepción, de la misma manera que respeto a la gente que serenamente defiende la postura contraria. Siempre me he planteado que haría si fuese un diputado y tuviese que votar a favor o en contra. Y siempre pensé que me levantaría y me iría sin votar. Luego pensaba que esto no estaba bien, ya que estaba poniendo trabas a determinadas circunstancias en las que si podía tener cabida un aborto para algunas personas.
            Quede claro desde esta línea que yo si puedo opinar a nivel personal de lo que es pasar por un dilema semejante; quede claro que yo si puedo opinar de lo que es decidir tener un hijo perfecto, maravilloso a ojos del mundo o tener a un hijo con dificultades. Creo que es necesario que esto quede meridianamente claro en asunto del calado que me ocupa. No sé si el Ministro o las del tren lo tienen claro, lo conocen o lo han vivido…
            La ley del anterior Gobierno me pareció algo fuera de lugar, absurda, favorecedora de negocios a costa del aborto. No es normal que una niña de 16 años pueda abortar sin permiso de quien tenga la patria potestad; no es normal la dispensación a lo loco de la píldora del día siguiente, no son normales muchas cosas…
            Si la anterior era mala, esta entra en la historia de lo incalificable: ¿Se permite el aborto en caso de violación? ¿No se permite en caso de malformaciones? Que alguien me lo explique. Si el bien a respetar es la vida (creo que eso dice el Ministro) la misma vida existiría aun siendo fruto de una violación. El Ministro considera que puede condenar, leen ustedes bien, condenar a una familia a tener un hijo con malformaciones irreversibles. Pero nada dice el Ministro de las ayudas que de por vida recibirían esas familias. No lo dice ya que ni existen ni existieron nunca.
            Invito al Ministro a que escuche el testimonio de alguna familia que ha decidido tener a esos niños, con que mimo se les ha cuidado, como se ha renunciado a vacaciones, a fines de semana, casi a la vida normal, y que luego vuelva a repetir lo que anda proclamando al viento. Un niño que no es igual al resto tiene un coste material tres veces, cuatro, mil, mayor que un niño normal. Pero las medicinas las pagan sus padres como si tuviese una gripe, el refuerzo escolar es en casa y lo pagan sus padres, el sicólogo en caso de poder pagarlo lo mismo. Y cuando se logra sacar adelante, terminan sus carreras, son personas de provecho, GRACIAS A SUS FAMILIAS, QUE NO A NINGÚN PARTIDO, viene el Gobierno de turno y te dicen que afortunadamente para integrarse en el mercado laboral como autónomos tienen la suerte de que no pagarán la cuota mínima completa durante un periodo de unos dos años. ¡Que suerte tienen estos chavales y sus familias, Ministro y actual oposición! ¡Que afortunados y apoyados han de sentirse! Pues va a ser que es usted un completo ignorante de la vida y del tema en cuestión y va a ser que la palabra abdicación empleada por usted en Valladolid lo ha definido. Si se cree que la vida existe desde la concepción no hay supuesto que valga, y si se introduce es pura hipocresía.
            No menos vergonzante me resulta ver cómo otra parte se manifiesta con frases tremendamente denigrantes para la mujer o cualquier ser humano: sólo con pronunciarlas te denigras. Rosarios, partes del cuerpo femenino, mezcladas en una sin razón terrible, aterradora… Frases como: el mundo de la cultura apoya… Yo debo de ser una burra inculta, no apoyo ni podría apoyar jamás a unas mujeres que se suben a un tren cantando, tocando pitos y a carcajada limpia tal que si fuesen de romería, pero no, resulta que van a manifestarse contra la ley del Ministro que “no abdica” Que imagen esperpéntica retiene mi retina de esas manifestantes jolgoriosas. Vergüenza ajena me produjo semejante espectáculo… Y falta la película… Mujeres cineastas graban una película del jolgorio, de la salida y entrada al Congreso etc. Pido a las señoras cineastas que graben el dia a dia de una familia con discapacitados y luego se lo lleven al que no abdica… Que graben el terrible drama que supone un aborto, que pidan explicaciones a los que se llaman progresistas sobre si les parece bien que el aborto sea un sistema anticonceptivo, pero no se den clases de prevención del embarazo y de explicar a las jóvenes lo que puede suponer tener relaciones sexuales sin protección y a edades cada día más tempranas. Pero eso debe de ser poco chic, poco moderno…
            Dicho todo lo anterior resumo: hay temas en los que los pitos, la chanza, la algarada está demás. Son temas tan serios que han de ser tratados con maneras exquisitas (algunos evidentemente no conocen el sentido de muchas palabras como esta) Al final la que sangra es la mujer, abortando, tomando la píldora esa como si fuesen Ronchitos. Al final la que queda tocada si tiene un mínimo de sentido es la mujer; al final las que se quedan con sus hijos enfermos son las familias y totalmente desprotegidas. Un poco de sentido común en este tema no vendría mal a casi todos; un poco de reflexión no está de más. Lo único que tengo claro es que no pueden volver las carnicerías de antaño cuando quien decide abortar no tiene a dónde acudir, y este si es un tema de Estado. La romería en los praos y las ínfulas imperiales fuera de los Gobiernos.

            

domingo, 19 de enero de 2014

PABLO IGLESIAS




PABLO IGLESIAS

            Hace meses que no escribo aquí. No encuentro nada novedoso que contar y veo que hasta se han borrado las imágenes como a mí se me borran las palabras ante la monotonía. Ahora sucede algo que encuentro interesante: la irrupción en política de un hombre llamado Pablo Iglesias. Un -aparente- tranquilo chaval que se peina con coleta y habla de forma pausada como un libro abierto de cosas que importan a la gente, expresándose (en apariencia) como un ciudadano más. La primera vez que lo escuché sonreí y la segunda pensé que era un peligro. El fenómeno Pablo Iglesias si merece unas palabras.
             Viendo los vídeos de la presentación de Pablo como candidato se puede comprobar como su público es de lo más variado. No hay obreros disfrazados de obreros ni ricos disfrazados de ricos. Hay personas. Vestidas de manera singular en estos casos: limpios, aseados, sin querer parecer lo que no son. Camisas, pantalones tejanos o similares los hombres; las chicas tonos oscuros, ropa moderna y sin estridencias. Gente de hoy en dia que parece sacada de una peli de NY o rodada en un barrio londinense. No hay despelurciados con pinta de necesitar un baño y frotado con jabón Lagarto, cosa que la izquierda tradicional desdeña considerar: o van de esa guisa o cambian de manera radical y tornan en nuevos ricos de la peor especie con bolsos, relojes de marca… Han ganado para ello en Consejos de Administración de alguna Caja que terminó arruinada o han ocupado escaños en el Congreso durante años sin abrir la boca. De eso no hay en los mítines de Pablo Iglesias. Tampoco hay señoritos que quieren parecer más de lo que son y atufan a Floid o Varon Dandy. Normales, así son los que yo he visto. Por encima de la media, eso sí… Una generación, posiblemente la primera, que no a escuchado (muchas) historias de la triste Guerra Civil española. Una generación que habla idiomas y ha estudiado en su mayoría sin tener que trabajar, pero sabiendo lo que les ha costado a sus padres. La generación que viaja en tren o en avión reservando billetes por internet. Los que se pasean por Berlin, París, Londres o NY de la misma manera que nosotros paseábamos por Madrid o Barcelona que era al cambio lo nuestro. Conocieron lo que era una sanidad universal, Universidad para todos… Conocieron lo mejor de nuestra historia y ahora ven como se lo arrebatan. Saben que igual da partido tradicional de derechas o izquierdas, son conocedores de que ambos son deudos de multinacionales, bancos patrios…
            El nuevo Mesías se llama Pablo y tiene muchas posibilidades para ser eurodiputado. Lo van a votar los hartos de mangoneos que nunca votan a nadie, los asqueados de corruptelas de la izquierda que ya no confían en el PSOE, los mas izquierdistas de los votantes del PP y algunos difíciles de encuadrar lo harán por fastidiar. Que en España anida la corrupción en cada esquina es innegable. Que la construcción fue el arma perfecta de atracos a mano planeada, nadie lo duda ya. Y ahí está la fuerza del señor Iglesias. Lo llaman radical, no sé si ese es el calificativo exacto ni sé si esa palabra es una descalificación, sólo sé que va a triunfar si IU y el PSOE no hacen alguna de las suyas y lo decapitan en el camino. Pablo Iglesias y sus seguidores se han vestido con la bandera revolucionaria de la burguesía que ha hecho todos los cambios más radicales de la humanidad. Si logran abrir la puerta de Europa, no creo que lo dejen ahí. El directo contrincante de Pablo es otro joven de aspecto atractivo y pulcro: Albert Rivera. A él lo votarán muchos ciudadanos de la derecha, de la izquierda y al final confluirán los caminos de ambos. Creo que ha muerto una época y que con gente como Pablo y Albert empieza un camino nuevo. Ojalá sea para bien. Desde luego los mafiosos del poder van a tenerlo mucho más difícil desde hoy… Estos chicos leen poesía, saben de economía y de estética, espero de corazón que sepan conservar la ética que pregonan en un país que no entiende  el sentido de esa palabra. Históricamente, la gente como Albert o Pablo termina mal, esperemos que esta vez no, pero en España no sería una sorpresa.
            Escribí en un muro de Facebook que en los días que corren Lope y Calderón serían considerados subversivos. Fuenteovejuna, El Alcalde de Zalamea, seguro que algunos, tal que Mariló Montero, lo asimilarían a panfletos incendiarios. Nombro a esta mujer al haber visto en una web la entrevista que hizo al vecino de Gamonal. Vergüenza para la RTV publica permitir ese comportamiento a la ¿presentadora? Claro que también he visto lo del pobre cerdo y la conversación que mantuvieron, lo cual me reafirma en pensar que España si necesita que la agiten, evidentemente sin violencia…
CLARO QUEDE QUE SÓLO EXPRESO UNA OPINIÓN, NO ME DECANTO POR NADIE NI APOYO NADA, OPINO, QUE ESPERO SIGA SIENDO LIBRE…


domingo, 22 de septiembre de 2013

LA MODA, LA ELEGANCIA, LA OPORTUNIDAD Y CONOCER EL PROPIO CUERPO


 EJEMPLO DE ELEGANCIA CLÁSICA (LAS SANDALIAS NO ME GUSTAN, PERO DA IGUAL)



            Como los temas sociales y políticos me aburren, escriba lo que escriba nada cambia, me paso al mundo de la moda, al menos esta noche.
            Siempre he dicho que de medir 1,70 mi atuendo sería casi siempre el mismo: tejanos, blusa, zapato plano y una americana. Pero no mido 1,70…
            Crece peligrosamente la idea de que cualquiera puede poner cualquier cosa y eso hace que camine por la calle viendo con estupefacción chicas jóvenes que van tirando permanentemente de su falda, más que falda el llamado cinturón ancho. Las hay de dos tipos: las delgadas y las rellenitas. A ninguna de las dos se las ve cómodas, y quien no se encuentra cómodo con lo que lleva jamás será elegante ni vestirá de manera adecuada. Voy a poner una serie de cosas que pienso hay que hacer según el lugar, el momento y la tan necesaria economía de estos tiempos.



¡HORROROSIDAD EN ESTADO PURO! EL TROZO DE TELA VER SALIENDO, LOS ZAPATOS... ESA ESPECIE DE PAMELA TOCADO... TERRIBLE


COMPRAR ROPA Y COMPLEMENTOS DEL DIA A DIA: Lo barato suele salir caro, por eso es mejor ahorrar poco a poco y comprar una pieza medianamente buena combinándola con complementos más baratos. Para las mujeres que trabajan, con dos faldas, dos pantalones y dos americanas mas tres blusas se pueden hacer milagros combinando esas prendas. Un chaleco, tened siempre un chaleco en el armario. Los zapatos son importantes: vale más comprar unos buenos y cómodos que cinco pares que te destrozarán “la vida” Por supuesto en el trabajo, sea cual sea, las faldas a ser posible que tapen la rodilla, las blusas que jamás marquen la ropa interior ni la dejen traslucir, y los pantalones nunca ceñidos de forma exagerada. ¿Vamos a trabajar o a que nos miren? Un ejemplo, extremo, los sé, son las señoras tertulianas políticas de la tele. Algunas dan autentica lastima: dudo mucho que con esos escotes y enseñando medio muslo los espectadores se concentren en lo que dicen y no en su pechuga. Es una falta de seriedad total. UN CONSEJO/TRUCO ECONÓMICO: al calor de la crisis han renacido las costureras, si conocéis a una buena podéis llevarle un vestido, una falda que os quede bien y que os la haga exacta en otra tela diferente y variando algún detalle. Es ir a lo seguro.
BODAS Y EVENTOS SOCIALES: Lo mismo que yo no mido 1,70 la mayoría no puede ir con vestidos cortos a no ser en invierno y con medias que “sujeten” bien la pierna, no somos Verusca aquella magnifica modelo. Me horroriza ver como todo el mundo va vestido igual en las bodas: MALAS COPIAS DE VESTIDOS QUE SALEN EN LAS REVISTAS. Horrendas telas de colores tremendos, floripondios en la cabeza de pésima calidad y colocados de cualquier manera. Pechos fuera en mujeres que por el tamaño de los mismos deberían ser mas cuidadosas si quieren ser mínimamente elegantes. Por la mañana pamela y guante corto, puede que hasta el codo, y sobriedad, ante todo sobriedad. No es necesario comprarse un vestido cada vez que vamos de boda, es absurdo. Ejemplo: una blusa blanca con una falda negra y un sombrero negro es elegante, distinguido y casi todas tenemos algo semejante. O un vestido bonito. Vuelvo a recomendaros la opción costurera, pagareis lo mismo que en cualquier tienda de esas súper cadenas de moda con el peligro de encontraros a 5 invitadas vestidas igual. Por la noche el vestido largo es una opción que me encanta. O una falda o un pantalón bien combinado hacen milagros en la elegancia que debemos volver a reivindicar. Escapad del estilo Mad Men ¡si no es parecido a un Balenciaga es ordinario, está muy visto y son todos iguales! Esa noche o ese dia si podéis permitiros unos zapatos poco cómodos y súper baratos.
            En todo caso escapad de los brillos, si no son de una calidad buena se convierten en vulgares. Las mujeres de cierta edad y quienes tengan los brazos gruesos, mejor los tapamos con un vestido que tenga una pieza sobre esa zona. Y sobre todo sed vosotras mismas: no somos modelos, no somos ordinarias, no vamos a ser semáforos, vamos a ser nosotras, y la extravagancia si está permitida. La vulgaridad ha de quedar proscrita y la veo demasiado a menudo últimamente.
            En http://www.lachampanera.es hay muchas cosas estupendas sobre bodas.

A MI ENTENDER ESTA SEÑORA IMPRESIONANTE!

             MAXIMA DE HOLANDA, FALDA NEGRA, CUERPO BLANCO: MAS SENCILLO IMPOSIBLE...  Creo que este será mi último artículo sobre moda, pero me da igual






lunes, 16 de septiembre de 2013

SUSANA CONTRA EL MUNDO….



Creo que escucho esta frase de diferentes labios desde que tengo uso de razón. Hace tiempo me ponía nerviosa, pensaba en Susana, en mi, como una especie de desquiciada para la que casi todo en la organización de la vida estaba mal y lo decía en público sin pudor ni vergüenza alguna y sin faltar al respeto. Lo comentaba… Llegó una época de la vida de Susana en la que las cosas que pensaba (y decía) estaban mal, perjudicaban no sólo a ella, en ocasiones a miles, a cientos e incluso a millones de personas. Susana vivía asombrada cuando la gente la llamaba valiente y la jaleaba. La madre de Susana vivía angustiada y en ocasiones respondía de forma airada a quienes se acercaban a ella a felicitarla por tener una hija como Susana, ella querría y con razón que la cara la pusiesen los hijos de los otros y que se la partiesen, porque a Susana le han partido más de una vez la cara y tal vez el corazón.
Si digo que en un Partido Político no puede haber censura para la libre expresión y voy a juicio me quedo sola, pero no es lo peor; he de escuchar: ¡Susana contra el mundo! Los militantes y ciudadanos que tanto protestan carecen de valor para ejercer sus derechos, por lo tanto Susana duda que merezcan tenerlos. Si pregunto cómo debe pagar autónomos un escritor, que no es un panadero ni un abogado y no trabaja cada día ni publica durante años, se arma una algarada y alguien dice: ¡Susana contra el mundo! Pero ni un solo escritor secunda una propuesta de ir a ver al Director de la Tesorería, no sea que como no pagan autónomos, al ir los obliguen a hacerlo, por lo que vale más vivir de tapadillo que protestar  y dejar las cosas claras con un acuerdo entre Trabajo y el colectivo de escritores. Si veo como mi tía, mi querida tía hoy difunta a mayor vergüenza de algún que otro fulano con titulo de medico se está ahogando, y llega un presunto galeno y dice Seguril, sin más, y yo le digo que tendrá que hacerle una placa de tórax, un electro… vuelven a ser cosas de Susana cuando me planto en un control de enfermería y teléfono en alto digo: O vienen de inmediato cirujano e internistas o llamo al 091… Porque Susana piensa que los niños, los ancianos, tienen derecho a la vida, Susana no se conforma con lo que le dicen, pregunta, indaga, y no le importa que un anciano por vivir más años le de lata, a Susana le importa lo que el anciano hizo por ella, a Susana le importa mucho el derecho a la vida, a una buena atención medica. Si Susana observa con pasmo como los políticos de todo color y condición se suben los sueldos, pide saber el motivo. No encuentra lógico Susana que mientras el salario mínimo de un español no llega a 700 euros mensuales en la Junta General del principado se pacten salarios de unos 4.000 mil euros mensuales. Y Susana dice que esos Diputados deben hacer público cuanto tiempo llevan en política, de que vivían antes y cuanto cobraban. De nuevo son cosas de Susana…

Pues Susana, que soy yo y me encuentro muy idiota escribiendo en tercera persona, está desolada pensando que ella es la normal, que ojalá millones de personas fuesen como Susana y retomasen la vía de la normalidad cívica y democrática, porque si así fuese el mundo sería mucho mejor. Un mundo sin tanta cobardía egoísta, sin tanto miedo a perder basura, que es lo que al final nos dejan a los ciudadanos, un mundo con gente que se quiera mas a sí misma y se haga respetar. Por eso Susana cada dia sale menos, cada dia habla menos, Susana está hasta los c.......
de dar la cara, que se la rompan y que encima algunos digan que se lo merece por hacer cosas de Susana… Resumiendo: llevas minifalda y te asaltan y hay gente que lo encuentra lógico y normal. Pides explicaciones de que hacen con tu dinero y eres rara, transgresora y mereces todo lo que te pase. Pues yo sigo diciendo que Susana no es valiente, que Susana es la normal y que el resto tiene lo que se merecen que desde luego es poco y va a ser mas. Lo peor está por llegar y ese dia, Susana se alegrará, en el fondo se alegrará mientras se intenta alejar de la debacle sin mirar hacia atrás. Lo peor es que a Susana igual no le da tiempo a irse, esa es la única pena de Susana…

lunes, 20 de mayo de 2013

O CAMBIAMOS TODOS O ESTO NO TIENE REMEDIO



Mientras los túneles de la variante de Pajares se inundan antes de haberse “estrenado” Mientras los médicos mayores de 65 años son despedidos por tener esa edad
Mientras la Sanidad se privatiza tirando por tierra una labor de años
Mientras aumenta el paro, el hambre, la depresión
Mientras los banqueros salen de la cárcel en 24 horas y su Consejo de Administración ni la pisa
Observo con muy mal humor como los españoles no se unen ni intentan protestar por lo mal hecho, lo haga quien lo haga. Los españoles, pueblo ignorante democráticamente, se dedica a insultarse siguiendo el ejemplo de sus clases dirigentes o puede que sus clases dirigentes sigan el ejemplo del pueblo de España.
Abomino de que la vida en Internet o fuera de este medio sea eso: insultos, medias verdades, mentiras en ocasiones. Por favor a mí que me desapunten de esas cosas, no van conmigo ni quiero parecerme a esos seres.